kamargra

Algunos peligros relacionados con el frío son obvios, pero otros son más difíciles de observar. Si debe trabajar expuesto al frío, recuerde siempre estar preparado y bien informado.

Los trabajadores expuestos al frío, enfrentan muchos  riesgos.  Algunos peligros relacionados con el frío son obvios, pero otros son más  difíciles de observar. A veces, puede pensar incluso que no hace mucho frío,  pero una lesión ocasionada por el frío puede causarle  un perjuicio.

Cuando deba trabajar expuesto al frío, recuerde siempre estar preparado e informado.

Prepárese

Los trabajadores que deben permanecer afuera en el frío  tienen que usar la ropa abrigada adecuada para el clima. Usar varias capas de  ropa suelta. Usar ropa en capas asegura un mejor aislamiento.

Las manos deben estar protegidas con guantes y la cabeza  con un gorro y/o capucha. En condiciones de humedad, los zapatos deben ser  impermeables y tener buena tracción. Asegúrese de que su equipo para el frío no limita su motricidad ni bloquea su visión.

Esté preparado para trabajar expuesto al frío, aun cuando  las temperaturas no sean extremas. Es obvio que el frío intenso y los vientos  huracanados pueden ocasionarle daños; sin embargo, ¿sabía que puede padecer  lesiones relacionadas con el frío aun en temperaturas cálidas de hasta 60° F?

Esté informado

Hipotermia

Uno de los mayores peligros de trabajar expuesto al frío  es probablemente el más difícil de detectar. La hipotermia ocurre cuando la temperatura de su cuerpo cae por debajo de 95° F. Con una leve  hipotermia puede sentirse confundido y probablemente no se dé cuenta del  problema hasta que sea muy tarde. Tener demasiado frío también puede  nublar el juicio y hacerle cometer errores mientras trabaja, y los errores a  veces pueden ser mortales.

Los primeros síntomas de hipotermia incluyen:  escalofríos, sensación de cansancio, torpeza y confusión. En la medida que su  cuerpo pierde más calor, el estremecimiento puede desaparecer, su piel puede  tornarse azul, las pupilas de sus ojos pueden dilatarse, su pulso y su  respiración pueden disminuir y eventualmente se desmaya.

Puede evitar sentir mucho frío usando ropa adecuada para  tales condiciones meteorológicas.

Para obtener más información acerca de la hipotermia y  otras lesiones asociadas con el clima frío, consulte la tarjeta de información  resumida de NIOSH, Cómo protegerse de los riesgos del frío (en inglés).

Congelación

Muchas partes del cuerpo son propensas a la congelación,  incluyendo los dedos de las manos y pies, la nariz y  las orejas. La congelación  se produce cuando una parte del cuerpo está helada, lo cual puede dañar los  tejidos. Si no se puede recuperar el tejido, esa parte del cuerpo probablemente  tenga que ser extirpada para evitar problemas de salud incluso peores. Algunas  señales de advertencia de congelación incluyen: entumecimiento u hormigueo,  escozor o dolor donde la exposición al frío ha sido mayor. Evite la congelación  conociendo las condiciones climáticas y usando ropa de protección como guantes  y gorros abrigados además de zapatos con aislamiento. Cuanto más bajas sean las  temperaturas, más rápido se produce la congelación, y por lo tanto, usted no  debe permanecer en el frío más tiempo de lo necesario.

  Otras lesiones del clima  frío

Usted puede padecer pie de trinchera cuando sus pies permanecen mojados y fríos durante mucho  tiempo. La humedad provoca la pérdida de calor en sus pies, lo cual puede  desacelerar el flujo sanguíneo y dañar los tejidos. Se puede experimentar pie  de trinchera en temperaturas cálidas de hasta 60° F.

En ocasiones, el clima fresco puede dañar la piel y  originar sabañones. Este  problema puede causar daños como piel lacerada, hinchazón, ampollas,  enrojecimiento y picazón. También pueden aparecer en temperaturas cálidas de  hasta 60° F.

Prepárese para el frío

Si debe trabajar expuesto al frío, use siempre ropa  adecuada para tal clima. Recuerde que usted puede pensar que no hace tanto  frío, pero su cuerpo puede estar sometido a una presión tal que terminará  tomando decisiones desacertadas o reaccionando más lentamente de lo normal.  Informe a su supervisor si no está lo suficientemente abrigado. Preste atención a las señales de advertencia de la hipotermia, la congelación u otras lesiones  asociadas con el frío.

Fuente del contenido: www.cdc.gov/spanish/especialesCDC/FrioPreparese/

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>